El verdadero origen de las habas

PUPIGRAART

Un día en la cocina mirando las habas que irían en la sopa, se me ocurrió una historia sobre su origen:

 

En un peculiar campo de granos, andaban muy campantes el señor y la señora arveja, estaban recién casados, y con ganas de tener un bebé. Mientras paseaban tranquilamente, se cruza por su camino, un frijol soltero, guapetón él, y capturo la mirada de la señora arveja, se puede decir que fue un amor a primera vista, en el caso de la señora, un re-enamoramiento.Imagen

Llegando a casa, la pareja de arvejas, se dedicaron a cuidar el matrimonio. Pasaron los días, y la señora arveja aún no quedaba embarazada, ellos pensaron que aún no era tiempo de cosecha, así que esperaron. Mientras tanto, el señor arveja decidió ir de viaje a visitar a sus padres. El hogar quedo solo, la señora arveja quiso tomar aire fresco, y cerca a…

Ver la entrada original 239 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Create a website or blog at WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: